Seguramente conoces muchos ejercicios para tener una espalda grande y marcada, y tal vez son muy efectivos, pero debes de saber que no todos trabajan las mismas partes de esta.

Remo Pendlay

Un ejercicio muy recomendable para una espalda grande y fuerte, imprescindible para principiantes e intermedios y para fases de fuerza y fuerza/hipertrofia.

Esta técnica se hizo muy popular gracias al entrenador Glenn Pendlay (la razón por la cual se le adjudica el nombre). Es similar al remo tradicional, la única diferencia es que se realiza desde una posición de parada muerta (desde el piso).

Puedes comenzar con un peso ligero, la posición es una subida que se usa en un tirón, descansando por un segundo y repitiéndolo. La barra tiene que descansar en el suelo entre cada repetición, lo que permite mover más peso debido a que la espalda baja no tiene que soportar el peso un largo periodo de tiempo. El remo Pendlay requiere de una sola barra y discos. En lo relativo a equipos, es tan sencillo porque cuando más fuerte te hagas, más discos se añaden a la barra.

¡Simple y sencillo!

El rango plano de movimiento es crucial para el éxito de las ganancias musculares. Para que sea más efectivo tu ejercicio con esta técnica, puedes remar desde una posición elevada para que la barra toque los dedos de tus pies.

Una vez que tienes la espalda firme, plana y neutral, procederás al siguiente paso para que obtengas algunas ganancias en los dorsales. Tira de la barra hacia la parte superior de tus abdominales. La barra debe tirarse con los codos (esta es la clave). Este ejercicio debes mantenerlo al momento de practicarlo muy estrictamente.

Recomendación

Ahora que lo pongas en práctica, asegúrate de comenzar sin ningún peso para poder dominar el ejercicio. Pronto podrás notar esa espalda fornida y gruesa que, no dudarás en recomendarlo.

¡Realiza este increíble ejercicio y cuéntanos cómo te fue!

Leave your comment

X